SIN TAPUJOS

Como decía Don Francisco en su programa Sábado Gigante, ahora se lo decimos los guatemaltecos honestos y honrados a la Fiscal General y jefe del Ministerio Público, licenciada María Consuelo Porras Argueta, porque ha llegado a grados insólitos de descaro beneficiando a lo más podrido que hay en Guatemala.

Licenciada Porras Argueta, no creo que usted no se haya dado cuenta que goza de total antipatía en toda la población, que no la queremos más en ese puesto, porque no le ha dado la performancia que ese cargo requiere, usted es nuestra empleada, porque somos nosotros con nuestros impuestos los que le pagamos su salario y demás prebendas, desafortunadamente ha dejado mucho que desear protegiendo a los más desacreditados, su labor como fiscal general, debe ser una lucha total y frontal contra la corrupción y la impunidad, pero ha demostrado todo lo contrario.

En la conferencia de prensa que ofreció el lunes 14 de diciembre, que más que presentar un informe sobre la situación del MP, se disparó un discurso lleno de elogios a su persona y colmado de demagogia, manifestando que es una mujer del derecho, y que la respaldan más de 40 años de ejercicio profesional, y que su lucha ha sido contundente contra el crimen organizado y que siempre ha velado por un Estado democrático de derecho y por el cumplimento de la ley. Como las palabras se las lleva el viento, una cosa es lo que usted diga de su actuar, y otra es lo que nosotros percibimos de su comportamiento en ese cargo.

Respecto al nombramiento de la licenciada Karin Cristina Orellana Pinto como fiscal especial, con el propósito de investigar el trabajo que están desarrollando en la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI), usted manifestó que se le realizó una evaluación de confiabilidad y que salió muy bien calificada ¿Cómo es posible que en Recursos Humanos no se hayan dado cuenta de la calidad de persona que estaban contratando? Cuando en las redes sociales en menos que canta un gallo, empezó a esparcirse la noticia que la nueva fiscal especial tenía vínculos con el exministro de Comunicaciones del desgobierno de Jimmy Morales, prófugo de la justicia José Benito Ruiz. No es posible que no se hayan dado cuenta la clase de gente que estaban contratando.

A los tres días de haber sido nombrada Orellana Pinto, iba paseando con su pareja sentimental, Erasmo Martínez Díaz, cuando este fue capturado en Mixco por la PNC, ya que es requerido por la justicia estadounidense por sus vínculos con el narcotráfico, más claro no canta un gallo.

No licenciada Porras, aquí no hay intención de desprestigiar a nadie y mucho menos al MP, quienes lo desprestigian es usted y sus seguidores que con tal de mantener su puesto dicen amén a todo lo que usted dice y hace. ¿Por qué le quitó el expediente a la FECI donde se aludía a la secretaria general de la Presidencia, Leyla Lemus? Cuando esta funcionaria ha favorecido en múltiples ocasiones la corruptela en el país

Según el fiscal de Asuntos Internos del MP, Marlon Pacheco Rodríguez, la FECI tiene 14 denuncias que ha presentado como denunciante y querellante la Fundación contra el Terrorismo, y otras más presentadas por el deshonesto y prófugo de la justicia Julio Ligorría, embajador en los USA durante el desgobierno de Otto Pérez Molina. ¿Por qué no investiga a esta Fundación sobre lo que hace, como también al prófugo Ligorría?

Nadie la está desprestigiando, es usted la que se ha vuelto impopular por sus actuaciones, y no me venga con discursos demagógicos queriendo apantallar a la población, su trabajo contra la corrupción es completamente nulo, y todo lo que dijo de su persona y su función como jefe del MP, únicamente usted y sus compinches se lo creen.