La Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) reportó una recaudación de impuestos durante el 2020 de Q 60,044 millones. Según las previsiones de la SAT el déficit de recaudación es de Q 4,500 millones, una cifra inferior a lo que ellos habían proyectado (Q6,500 millones)

La recaudación tributaria fue normal a pesar de haber sido un año sumamente atípico a raíz de la pandemia mundial del coronavirus y aunado a ello la caída en los precios de la gasolina.

En los próximos días se definirá la continuidad de Marco Livio Díaz como jefe de la SAT. Dicha decisión será tomada por el Directorio evaluando el desempeño de Díaz quien no logró alcanzar la meta de recaudación.