El tema de la seguridad alimentaria sigue arrojando cifras negativas cuando se trata de analizar la situación de país, así lo refleja el más reciente estudio de la ONU, donde Guatemala ocupa el primer lugar en lo que corresponde a retraso de crecimiento en niños menores de 5 años.

Fotografía de Simone Dalmasso

El retraso del crecimiento se refiere a la situación de un niño o una niña cuya estatura es insuficiente para su edad. En el informe titulado “Panorama de la seguridad alimentaria y nutricional en América Latina y el Caribe 2020” es claro al ubicar a Guatemala en el primer lugar, como el país con mayor tasa de retraso del crecimiento en toda la región, 46.7%.

 

LAS REPERCUSIONES

Los niños menores de 5 años con deficiencias nutricionales presentan daños irreversibles a nivel cognitivo y los efectos perjudiciales en el crecimiento físico pueden extenderse durante toda la vida.

 

REDUCCIÓN EN EL PRESUPUESTO

El dinero que se tenía previsto para atender a la población infantil vulnerable a la desnutrición (Q1 mil 40 millones) fue transferido por las autoridades del ministerio de Salud en marzo para cubrir la emergencia sanitaria del Covid-19 y no ha sido reintegrado en su totalidad.