Fotografía de Carlos Sebastián

¿Quién más podía homenajear a la inconsistente (por decir algo) Consuelo “La Cony” Porras, inquisidora general de la nación? Ya ni siquiera la invitan a las reuniones del enviado del Departamento de Estado del Imperio Yanqui para el Triángulo Norte, Ricardo Zúñiga, así que el hampa empresarial aglutinada en el Cacif y la Cámara de la Industria, procedió esta mañana a recetarle el correspondiente homenaje de consolación a la susodicha, izque por su gestión institucional y por la “histórica” inauguración de las agencias fiscales a lo largo y ancho de la Capitanía General de Guatepior. Se referían, pues, a las 68 agencias fiscales inauguradas el viernes 9 de abril.

Lo curioso es que para tan —ahora sí— histórico homenaje, ni el aparato mediático del Cacif ni el del MP hicieron convocatoria para medios de comunicación. ¿Qué está pasando? ¿A qué se debe tanta inseguridad? Además, ¿por qué el imperio ya no toma en cuenta a Consuelito? Estos tiempos convulsos son un regalo para la suspicacia, amable lector…