Los gringos sacudieron las oficinas del Ministerio Público este martes en el barrio Gerona al anunciar que dejarán de cooperar con la institución guatemalteca luego de que la Fiscal General Consuelo Porras tomara la desafortunada decisión de destituir al tatascán de la FECI, Juan Francisco Sandoval Alfaro.

Washington condenó el desacierto de Consuelo Porras quien probablemente recibió la noticia como un auténtico baño de agua fría en medio de la tensa calma que se vive en el país de la eterna tiranía tras la convocatoria a un #ParoNacional el próximo jueves 29 de julio en territorio guatemalteco.

 

PARECE QUE RODARÁN CABEZAS

La vocera del Departamento de Estado de EE. UU., Jalina Porter, fue la encargada de soltar la bomba a través del medio La Voz de América. Porter dijo en relación a la destitución de Sandoval: “hemos perdido la confianza en la fiscal general (María Consuelo Porras) y en sus decisiones e intenciones de cooperar con el gobierno de Estados Unidos y luchar contra la corrupción de buena fe”.

La suspensión de la ayuda es de carácter temporal y estaría bajo análisis dicen los gringos. Ahora la cooperación será parcial y su continuidad dependerá de que las acciones de los funcionarios no sigan minando la independencia de poderes. Estados Unidos “observará con recelo las acciones que estarían encaminadas a socavar el Estado de Derecho”. El Ministerio Público ha recibido de parte de los Estados Unidos equipo táctico, tecnológico, electrónico y mobiliario. Además, las capacitaciones en metodologías de investigación han sido constantes, sin olvidar la asignación de fondos económicos.

Para el gobierno de Giammattei y la alianza oficialista aglutinada en el Pacto de Corruptos la noticia probablemente no fue tan sorprendente ya que distintos analistas políticos guatemaltecos habían pronosticado una respuesta del gobierno estadounidense. Sin embargo, no podríamos decir lo mismo de “Cony” Porras quien podría no estar tan tranquila.

La diplomática gringa hizo referencia durante sus declaraciones a la prensa sobre las recientes visitas de Kamala a Guatemala, así como de Mayorkas (secretario de Seguridad) y Samantha Power (Usaid) quienes dejaron evidencia de su apoyo al titular de la FECI frente a la opinión pública y probablemente frente a Porras quien les salió más cabrona que bonita.