Mi chance como editor-redactor de este su insigne y pertinaz medio de comunicación es seleccionar día tras día la conmemoración mundial que me suena más significativa para los tiempos que corren en nuestro entorno y promover así una cultura de memoria y conciencia para que las mujeres guatemaltecas ejerzan de mejor manera sus derechos ciudadanos.

Aprovechando la coyuntura y mi experiencia personal en días recientes, en esta ocasión vamos a hablar de cultura audiovisual y lo que sea que eso signifique. Hoy se conmemora el Día Mundial del Patrimonio Audiovisual.

Equipo de producción de Destronque Films, aparecen de izquierda a derecha, el Dr. Salazar, David Soto, Javier Herrera, Yokasta Reyes y Javier Morales Blanco.

Las películas, el cine, los programas de radio y televisión, así como grabaciones de audio y video son documentos que guardan información importante para la memoria histórica de los pueblos y del mundo. Son parte de nuestra identidad como sociedad. Y pensando en esas estaba cuando le propuse a unos amigos poner en marcha la grabación de un cortometraje con unas ideas que me venían haciendo ruido desde hace tiempo.

Yokasta Reyes y Eli Granados armando el set. Fotografía de Javier Herrera

El proceso estuvo intenso, con momentos de tensión y altibajos, sin embargo, me queda el sabor que todo el equipo se la gozó de principio a fin. Ahora, a pesar de tener en apariencia un producto terminado (el audiovisual o cortometraje) aún queda mucho por hacer para difundir nuestras inquietudes y presentar el trabajo ante las audiencias que nos lo permitan y  busquemos. A continuación dejo los avances para que se queden picados…

 

 

Es necesario darle importancia al hecho de concienciar, salvaguardar y proteger los documentos audiovisuales. Por eso, la Unesco proclamó el 27 de octubre como Día Mundial del Patrimonio Audiovisual. Así que si ustedes queridos lectores tienen grabaciones caseras sobre sus momentos cumbres (graduaciones, bodas y bautizos) o simplemente tiene grabaciones de la vida cotidiana, sepan que tienen un tesoro guardado allí.

¿Por qué proteger los documentos audiovisuales?

Con el avance de la tecnología, se abrieron nuevas vías para generar y compartir sucesos, experiencias, enseñanza, conocimiento, arte y creatividad. Se derribaron las barreras que impedían la difusión y acceso a la información e hicieron posible un acercamiento a todo cuanto ocurre en el mundo.

Hoy en día podemos grabar cumpleaños, fiestas, conciertos, partidos de fútbol, el nacimiento de un hijo u otros eventos importantes para nosotros y guardarlas como recuerdo de nuestro pasado. De igual forma, se pueden mantener y archivar los recuerdos y acontecimientos de nuestra sociedad para entender su transformación e historia.

Sin embargo, así como se nos ha borrado algún archivo personal, también ha ocurrido que una gran cantidad de producciones de gran valor cultural e histórico han desaparecido, de ahí la importancia de salvaguardarlos y protegerlos.

 

Cómo celebrar el Día Mundial del Patrimonio Audiovisual

Ese día se celebra en distintos lugares del mundo a través de exposiciones, presentaciones de documentales, proyección de películas, foros, seminarios, conferencias, simposios y distintas actividades relativas al patrimonio audiovisual de cada país.

En Guatemala disfrutemos  de este día asistiendo a los distintos eventos que se presentarán. O podemos crear, ¿por qué no? Nuestro propio video o presentación sobre alguna historia que nos parece que vale la pena compartir: un viaje, nuestro grupo favorito, la vida de un inmigrante, un milagro inesperado, los goles más famosos, la vida de nuestro artista favorito, las obras de arte más impactantes, el crecimiento de los hijos y muchas cosas más.