La población más vulnerable ante el dengue son los niños y niñas entre 5 y 9 años, según el Sistema de Información Gerencial de Salud (SIGSA). Fotografía de Esteban BIBA

Las alertas epidemiológicas lanzadas por el ministerio de Salud Pública y Asistencia Social no han surtido efectos satisfactorios y los casos de dengue en Guatemala siguen aumentando día a día.

Lo anterior puede inferirse a partir de los informes más recientes presentados por las autoridades de salud (actualizados al 2 de mayo) donde se reportan 3,540 casos de dengue a nivel nacional, un aumento del 16% con relación al 2019 en el mismo período. Los departamentos que presentan los niveles más preocupantes son Santa Rosa y Baja Verapaz con 449 y 389 casos respectivamente.

Un sub registro alarmante

A lo anterior hay que añadir que quizá la tasa nacional es muy superior a las cifras presentadas en los informes, pero estos presentan un sub registro a raíz del estado de crisis que atraviesa el país y el confinamiento generalizado que ha provocado que no se puedan reportar como es debido los casos y síntomas, que además estos últimos coinciden con los provocados por el coronavirus, no obstante con el dengue resalta el dolor abdominal y el sangrado en situaciones más graves.

Fotografía cortesía de municipalidad de Mixco