La fiscal Ruth Patricia Arrazola González será la mano derecha de Rafael Currichiche al frente de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (Feci), luego de que Consuelo Porras, jefa del Ministerio Público (MP) decidiera nombrarla esta semana como jefa adjunta de dicha fiscalía.

La nueva jefa adjunta de la Feci trabajó durante algunos años en el Instituto de la Defensa Pública Penal y luego se incorporó en el 2015 al MP como agente fiscal en Chimaltenango. Posteriormente fue trasladada a Santa Catarina Pinula, donde laboró en la fiscalía liquidadora.

 

Según registros del MP el puesto que hoy ocupa Arrazola había estado vacante desde noviembre de 2017 cuando la fiscal a cargo fue trasladada durante el mandato de la ex fiscal general Thelma Aldana.

Arrazola se unirá al equipo dirigido por Curruchiche en la Feci después de que este último fuera nombrado por Consuelo Porras para dirigir esa fiscalía tras la abrupta salida del fiscal Juan Francisco Sandoval en julio recién pasado.