Lugar: estadio Silverbacks de Atlanta, USA.

Con impunidad trapera y voz pusilánime de chapín, se acercó un aficionado futbolístico a la espalda a Guillermo “el Pando” Ramírez para gritarle “vendepatrias” y huir tras quedar grabada la bagrada en la red social Tik Tok.

El ataque terrorista tuvo lugar después de terminar un partido de exhibición disputado en los USA por varias estrellas retiradas del fútbol nacional guatepiorteco, de la talla de Carlos “El Pescado” Ruiz y el catracho Milton Omar “Tyson” Núñez.

El Pando estaba distraído tomándose fotos sin camisola a la par de unos fans, cuando el incordio hizo su gracia, a la que el desventurado exfutbolista logró apenas responder un “hey” y una frase no del todo audible, posiblemente un “chingá tu madre vos”. Juzgue usted:

Guillermo Ramírez pasó a los anales de la criminalidad de cuello blanco cuando fue acusado sin demasiadas pruebas —nunca comprobadas en ningún tribunal— de amañar los partidos de la selección en 2010. Pando negó enérgicamente estas acusaciones desde el principio de los tiempos.