El 29 de julio (29J) y el 9 de agosto (9A) de este año ocurrieron dos movilizaciones de gran envergadura que no pasaron inadvertidas nacional e internacionalmente. Ambas tuvieron en común el ser multitudinarias, repudiar al actual régimen y exigir la renuncia del alejandro yamaté y de la consuelo porras, pero las dos tuvieron su signo distintivo.

El denominado 29J tuvo por particularidad la cobertura mediática del actuar de los 48 Cantones (48C) de Totonicapán y su figura central: Martín Toc, quien hasta tuvo horario estelar en el noticiero gringo cnn en español. Incluso compas de la vieja guardia revolucionaria se congratulaban (vía facebook o tuíter) de que ahora sí estaban hablando y actuando los pueblos originarios y depositaban en el mero Martín toda su fe en el futuro de Guatemala.

Columnistas progres de periódicos nacionales destacaron la máxima figura del Martín como si fuese la encarnación de Gukumatz, salvador de la patria ancestral.

“[…] La respuesta solidaria y digna de los pueblos de Guatemala no se hizo esperar. La voz de Martín Toc, presidente de los 48 Cantones, se escuchó fuerte y clara. […]” (Marielos Monzón, Prensa Libre, 3/8/21, sección de Opinión)

“[…] La convocatoria original de los 48 Cantones fue escuchada por la ciudadanía en todo el país y fortalecida por otras agrupaciones de pueblos originarios. […]” (Samuel Pérez, elPeriódico, 4/8/21, sección Editorial)

Fotografía de Oscar Rivas

 

LA MERA NECEDAD

En la entrega anterior conjeturé y he de seguir poniendo el punto sobre la i: Los discursos de Toc y del yamaté durante la entrega-recepción de la silla del Tata Atanasio Tzul fueron de compadres hablados. Hasta sospecho que fue un adelanto de la jugada sucia de defenestrar unos días después al fiscal Juan Francisco Sandoval pues es bien sencillo colegirlo: sabían que habría reacción popular y qué mejor que esa reacción fuese controlada y evitara daños colaterales, mediante la utilización de una figura indígena, joven, moderada, fuera de extremismos (alabada hasta por fernando del rincón de cnn en español del 28/7/21, emisión nocturna).

 

ENTRE LA PALABRA Y LA ACCIÓN

El 29 de julio los 48C, liderados por Martín Toc, taparon durante la jornada de protesta varios puntos de la carretera interamericana, contradiciendo sus propias palabras consignadas en el titular de elPeriódico (18/7/21, p. 14) en la entrevista a Toc: “48 Cantones no piensa en tapar carreteras, sino que va por el desarrollo de las comunidades”.

A este hecho legítimo de resistencia ciudadana se les unieron en todo el país organizaciones como el Parlamento Xinca, el partido Semilla, la Asociación de Estudiantes Universitarios, Estudiantes Landivarianos, la Asamblea Social y Popular, entre otras agrupaciones.

 

MARTÍN PA PRESIDENTE

Cuando fernando del rincón, de cnn en español, le pide a Toc que se despida de la audiencia en la entrevista aludida: Martín afirmó que no pensaran que de los 48 cantones saldría un populista, que no pensaran que vendría a quitarles sus propiedades a la gente y que no tenían odio en sus corazones…

El mensaje oculto en esas declaraciones espontáneas esconde una candidatura, si no que contradiga un semiólogo o sicólogo: solo los populistas se convierten en tales al lanzarse al ruedo político para una elección. ¿Quién puede expropiar bienes?, pues un fulano con poder otorgado en las urnas. ¿Quiénes tienen odio en sus corazones?, pues los resentidos de siempre (pregúntome ingenuamente: ¿Codeca-MLP?).

 

MARTÍN SALE DEL CLÓSET

Las declaraciones estelares de Toc se las proporcionó a Radio Comunitaria en entrevista conjunta con Rigoberto Juárez (el 7 de agosto de 2021), dando cada uno su punto de vista por separado. Sobresale un Juárez bien centrado en cuanto a las demandas actuales y legítimas y su conocimiento de la ancestralidad y de las necesidades y reivindicaciones de los pueblos originarios.

Toc argumentó sin tapujos ese 7 de agosto que darían la batalla final, desde los 48C, por los cambios democráticos de Guatemala, amparándose en la constitución actual (sí, esa misma, la de 1985). Adujo que existía un ordenamiento jurídico que proporcionaba las herramientas necesarias para sanear al actual sistema corrupto. Insistió en que su lucha y la de los 48C se daría en ese marco: utilizarían los instrumentos jurídicos del sistema para pedir las destituciones del yammatté y la consuelo, así como rempujarían desde allí los cambios democráticos que el país necesitaba. Descartó cualquier alteración radical que atentase contra la actual constitución (pregúntome ingenuamente: ¿vía una asamblea constituyente popular y plurinacional?).

Conjeturé en la entrega anterior la posibilidad de un binomio urbanoladino con un indígena como presidenciable y una ladina como vice, o viceversa, al fin y al cabo al cacif no le importa qué tipo de sirviente vaya primero en la papeleta.

Fotografía de Carlos Hernández Ovalle

La hipótesis planteada parece confirmarse a partir de las movilizaciones del 29J y del 9A, así como las posteriores, en una de ellas los 48C y otras organizaciones ancestrales fijaron perentoriamente el 18 de agosto como fecha límite para que renunciasen yammatté y la consuelo. Creo que les falló la demanda porque no pusieron la hora de la renuncia ni el año de la misma: quizá el binomio caradura del yamaté y la consuelo rechazó el ultimátum debido a ello. Me imagino a Martín Toc pidiendo el retiro de las inmunidades de yamaté y de la consuelo ante la Corte Suprema de Justicia y ante el congreso de la república…

 

EL RÉGIMEN Y SUS ESCUADRONES DE LA MUERTE

Los medios de comunicación calcularon que el 29J se movilizaron entre 200 mil a 250 mil personas; para el 29A el mismo Comité de Desarrollo Campesino informó en conferencias de prensa simultáneas en todo el país que movilizarían unas 300 mil almas. Pero el 29J tuvo más cobertura mediática, fue quizá más concurrida cuantitativamente; y la de Codeca lo fue más cualitativamente; porque a partir de la misma el régimen y los sectores secuaces cómplices, como las cámaras empresariales, endurecieron sus posiciones y movimientos. La corte de constitucionalidad le da vía libre al ejecutivo para el uso de la fuerza (luego de un amparo de la fundaterror del ricardo méndez ruiz) contra manifestantes. El ejército caca (corrupto, apátrida, cobarde y asesino) saca a la calle a su brazo paramilitar, los llamados veteranos de guerra para exigir un resarcimiento económico; la municipalidad capitalina y el cacif movilizan a sus grupos de choque de los mercados cantonales (especialmente de La Terminal) y a sus escuadrones de la muerte: los ángeles justicieros.

Los medios secuaces del régimen, del empresario mexicano, ángel gonzález, hacen lo suyo: desinformar y desacreditar. Es curioso porque en una de las protestas no estaba presente Codeca y la cadena radial de dicho empresario nefasto estuvo informando durante toda la jornada que vendedores de La Terminal habían desalojado a manifestantes de Codeca.

Un reportaje de Prensa Libre (2/9/21, p. 12) titulado curiosamente “Cómo usar la fuerza en la disolución de manifestaciones”, señala que 89% de empresas, según la Cámara de Industria, fueron afectadas por los bloqueos del 9A, de Codeca: noten que no mencionan la protesta del 29J que también debió haber afectado a dichas empresas.

Fotografía de Carlos Alonzo

 

PASOS DE ANIMAL GRANDE

El 9A, de Codeca, puede medirse mediante opiniones de diversos periodistas, especialmente los de derecha, antes y después de las movilizaciones de calle. Todos coinciden en temerle a Codeca y a su brazo político: MLP. Ninguno de ellos se congratula del avance de esta agrupación que plantea como uno de sus objetivos el buen vivir y refundar el estado criollo mediante la instalación de una asamblea constitucional plurinacional y popular.

Uno de los columnistas más reacios y críticos permanentes de Codeca escribió:

“[…] Para desgracia de Guatemala, la izquierda que más crece es la radical, la fundamentalista, que podría ser el pivote de unión de las mismas. La izquierda extrema mira y admira el liderazgo e ideario de Hugo Chávez, no obstante, su total fracaso. Ese sí es un problema que se nos puede echar encima. Codeca y su partido nos echarían de bruces. […]” (elPeriódico, 3/9/21, sección de opinión, Gonzalo Asturias Montenegro)

Un columnista joven, copropietario de La Hora, y con posición ideológica moderada de derecha se espanta sobremanera:

“[…] No es cuestión de sentimentalismos, es de pura practicidad, sobrevivencia y cambio. Si no somos capaces de unir la capital con el interior, lo urbano con lo rural, ladinos con indígenas, a pobres con ricos, al patrono y al empleado, al empresario con grupos sociales, el tiburón de populismo nos comerá porque los radicalismos de Zury Ríos o CODECA nos pasarán una enorme fractura. […]” (La Hora, 3/8/21 p. 11, Pedro Pablo Marroquín Pérez)

Pero la posición más clara y temerosa de que la burguesía-oligarquía está escuchando pasos de animal grande es esta:

“[…] La disputa de fondo, sin embargo, no es otra que hacerse con el poder sin importar la forma y a cualquier precio. Una especie de maquiavelismo versión 2.0, de ahí que no viéramos a Codeca, [movilizarse el 29J] que seguramente organizará su propia marcha, para mostrar su fuerza después de separarse del resto que medio se puso de acuerdo. [subrayado de J. Sagüí] No hablamos de cómo construir una sociedad sustentada en valores, principios, democracia y estado de Derecho … sino en cómo tomar el poder para continuar con agendas interesadas, polarizadas, ideologizadas, financiadas […] En medio quedamos atrapados millones de ciudadanos que desearíamos construir esa sociedad que otros secuestran. […]” (Editorial oficial de Prensa Libre, unos días después del 29/7/21.

Fotografía de Carlos Hernández Ovalle

ENROQUE DE UN IJUEPUTA

La última movilización de Codeca (15/9/21) opacó las celebraciones oficiales de la seudo independencia y del bicentenario. La Plaza de la Niñas Mártires (otrora parque central) fue tomada desde el día 14 de septiembre por diversas organizaciones no pertenecientes a Codeca en rechazo a la efeméride: una bandera de los cuatro pueblos originarios fue izada en el asta reservada para la bandera tradicional.

Las piezas en el tablero de ajedrez están puestas para los próximos movimientos: las fuerzas populares, progresistas, indígenas, profesionales, feministas y estudiantiles con algunas alianzas significativas y definidas a la fecha (con la notoria ausencia de los 48 cantones), en pos de la convocatoria a una asamblea constituyente plurinacional y popular.

Del lado siniestro de la fuerza se preparan, pagados por cacif: yamaté y la consuelo, la alianza de iglesias evangélicas, la conferencia episcopal de Guatemala, el ejército caca, los veteranos recaca del ejército, el ejecutivo, el congreso, el ministerio público, la policía nacional civil, la corte de constitucionalidad y si fuese necesario: los escuadrones de la muerte de La Terminal, los ángeles justicieros, organizados y financiados conjuntamente por el ejército caca, la municipalidad de Guatemala y el cacif.